sábado, 9 de septiembre de 2017

Mis días libres

Quiero aclarar que tampoco es que me pongo así Ok. Pero reconozco que disfruto a mares los fines de semana que tengo libres (cuando los niños se quedan con su padre). Pero todo ha sido un proceso. La primera vez fue HORRIBLE y me la pasé llorando. Yo sabía que iba a ser duro por eso me fui con mi hermana donde una amiga. Las pobres hicieron de todo para que la pasara bien y yo con mi cara de luto. No podía dejar de pensar en ellos, si estaban bien, si me extrañaban, si los estaban cuidando bien, estuve muy mal. Pero de a poquito he ido entendiendo que me MEREZCO esos fines de semana, para relajarme, descansar, salir a tomarme un café con una amiga, a comerme un helado con mi hermana, ir al cine a ver una película que no sea de Disney. Ya no me siento CULPABLE, lo disfruto y trato de no estar sola y siempre hago planes con mis amigas (planes de chicas buenas). Trato de ver el lado positivo a todo lo que está pasando, ahora tengo vida social, poquita, pero es algo. Y lo acepto, es como si hubiera estado encerrada por tanto tiempo en un castillo y por fin puedo tocar el césped con mis pies y ver el cielo…y soñar..y solo pienso en todas las maravillas que me faltan por vivir, en todas las personas que me faltan por conocer. En resumen me siento como si acabara de cumplir 18 y me dieron mi cédula (Pero me estoy portando bien, vuelvo a aclarar).

No hay comentarios:

Publicar un comentario